jueves, 19 de marzo de 2009

Horas como segundos

¿Cuánto tiempo fue? ¿Lo recuerdas? Horas caminando, horas como segundos cogidos de la mano mientras me hablabas. Yo te escuchaba con la mirada perdida en ninguna parte. El paisaje y tu voz. Horas como segundos que dejamos pasar con la levedad de quien sabe de la inminente despedida. Reías con mis comentarios, siempre lo has hecho, una risa diferente de todas que me dice que me ríes a mí, una especie de clave que mis oídos reconocerían en medio de un huracán. Pero no había viento, ni tan siquiera brisa. Mis sentidos no tenían que demostrarte ninguna proeza, estaba allí contigo como nunca, como siempre. Horas como segundos que implacables se aceleraban con cada gesto. No queríamos la consciencia del reloj, no en aquella inmensidad. Oíste mis pensamientos, siempre lo has hecho. Te inclinaste para que el susurro de tu voz fuera sólo mío y no me lo robase el viento, ese viento que no hacía. Segundos como horas en los que todas las frases que nunca pronunciamos pasaban por mi mente. "Nadie se llevará el recuerdo, ¿verdad?". En un susurro. Mis ojos retuvieron los tuyos, y mi mano acompañaba la fuerza de mi gesto. Segundos como horas en conversación de retinas. "Verdad". En un susurro. Volviste a regalarme tu risa de agradecimiento a la respuesta esperada, siempre lo has hecho, esperabas la respuesta a tu pregunta retórica y yo te respondí, siempre lo he hecho. Horas como segundos acompañados por cientos de pasos invisibles en el manto del infinito, mientras te hablaba. Tú me escuchabas con la mirada perdida en ninguna parte. El paisaje y mi voz. También la mezcla de la risa que viene y va en medio del silencio del rojo. "No suena el rojo". "No lo hace, el negro a veces tampoco". "El rojo es más silencioso". "¿Tú crees?". "Yo creo". Horas como segundos cogidos de la mano, y el adiós acechante tras nosotros. Enfrente, el rojo.


31 comentarios:

alfaro dijo...

Es como una fotografía para la eternidad, una mirada llena de sensaciones guardada para siempre, el principio de un amor nos da siempre el infinito, o la eternidad de ese momento.
Besos, y muchas gracias.

SOL dijo...

Te quedaste ahi mi querida amiga, en ese bello lugar que miras desde lejos... horas como segundos!!!
Cuando deseamos algo profundamente todo nos parece mas cercano!!!
Besos cielo, llenotes de luz, como siempre!!!
Termina bello tu dia!!!

Fero dijo...

Cuando el amor nos toca la puerta, el tiempo no tiene reglas.

Tienes frases es este texto que pueden ser emblemáticas, y expresiones enigmáticas. Frases que provocan imprimir, recortar y colocar en el lugar más nuestro.

Me ha encantado el texto, la narración es exquisita.

Un abrazo.

Isabel Estercita Lew dijo...

Ay, no se por qué me dio tristeza de algo vivido, el amor a veces parece tener un referente común y universal aunque sea el amor más especial que hayamos vivido.

Besotes

Andaya dijo...

El recuerdo es lo único que perdura, es un valor perenne, seguro e intransferible. El amor contenido en unas horas, que son segundos-retenidos en unos recuerdos inmortales.
Algo se me movió en el pecho.
Bsss

Elisa dijo...

¿por qué? glo...¿por qué se tiene que acabar? Al final, los grandes "amores" tienen los minutos contados. Te salió un texto lleno de franqueza y serenidad, amor en estado puro de entendimiento, de buena conversación...

Un atardecer a solas, el rojo...silencioso. Guarda bien todos esos importantes recuerdos, y...vete preparando porque estoy empaquetando un abanico de dimensiones exageradas...;)

(Perdóname con el desliz de tu comentario :)

(* dijo...

A veces me gusta imaginar que el tiempo no existe. El tiempo, en realidad, es una invención del hombre. Pues la olvido. La he olvidado en abrazos de rojo en silencio, en noches de negro sin luz... También ahora la olvido, para poder sentir tus palabras en toda su eternidad.

Un dulce beso.

(* dijo...

Por cierto, no sabes cuánto me ha gustado que el rojo fuera el más silencioso, cuando generalmente se le tiene por un color chillón. Cuando nos explicaban eso de los colores cálidos y los colores fríos, a mí me gustaba invertir su significado y pintaba las láminas de dibujo siempre del revés. El rojo callaba, siempre callaba.

Otro dulce beso.

[...Alexsandra...] dijo...

preciosa y apasionada entrada!
y como vuelan las sensaciones de bienestar cuendo se esta con aquella persona tan especial,,,, no?


ABRAZOS CARIÑOSOS
=D

ANABEL dijo...

Y es casi normal que el rojo se extendiera tanto, porque los atardeceres aquí duran bastante tiempo. El otro día me dijiste que podía hacer verso con uno de los textos. Pienso que con este tú también puedes hacerlo.
Muacccc

Marcelo dijo...

Me impactó profundamente el paisaje...(además de las hermosas palabras)

Laura dijo...

La dolorosa llegada del adios. La realidad en colores, aromas y sensaciones... Sucede que a veces demasiados sensaciones anidan en un segundo, en una hora, en el alma...

Gloria Gloriosa! Besos y abrazos y viceversa...

gloria dijo...

ALFARO:
La eternidad de un momento, el principio de un amor, una mirada guardada... todo eso, Alfaro, tan efímero y tan eterno como eso.
Gracias a ti, por estas palabras, y por todas.
Un abrazo.

SOL:
Ahí me quedo, entre las horas y los segundos de un momento que no fue.
Muchas gracias por tu apoyo, siempre, linda Sol.
Feliz viernes y pasa un estupendo fin de semana.
Muac!!

FERO:
Llega el amor, inesperadamente, y lo trastoca todo a unos niveles incomprensibles. No hay tiempo, ni espacio, ni imágenes, ni tan siquiera nuestras adoradas palabras, que puedan cercarlo.

Te preguntaría a que frases te refieres, pero no lo voy a hacer. Toma cuantas quieras como si fueran tuyas. Imprime, recorta y atesora esas frases, para mí es un honor.

Gracias... (muchas gracias)

Un abrazo, querido Fero.

ISABEL ESTERCITA:
¿Tristeza? No, por favor, no estés triste. A veces la nostalgia llega sin avisar pero no hay que tenerle miedo. Recuerda con una sonrisa.
Besos.

gloria dijo...

ANDAYA:
Es lo único que perdura y lo único que nadie nos puede arrebatar. Pese al dolor de perder todo lo demás.
Me alegra saber que te ha provocado buenas sensaciones, querida Andaya.
(disfruta de tus fiestas)
Un fuerte abrazo.

ELISA:
Ojalá pudiera responderte, Eli, pero no sé las respuestas. Sólo sé responder preguntas retóricas :)
¿Te ha ocurrido alguna vez que tienes un recuerdo de algo que nunca fue? Este es uno de esos, un recuerdo-sueño de un amor sereno, sincero y lleno de conversaciones (y ahí sí, sin artificios).

Estoy más que preparada!! Pero sólo si tu realmente quieres deshacerte de ese "horrible" abanico ;)

(no te preocupes por el comentario, sólo que ya no estaba segura de si se había perdido por la red)

(*:
El tiempo es mentira, las horas pueden ser segundos y los segundos, horas. Qué más da el tiempo cuando nosotros lo sentimos diferente a lo que ordena un reloj. Me alegra que lo hagas, que lo olvides, que abraces el rojo silencioso alejado de normas sin sentido para el corazón (un corazón rojo que palpita en silencio).
Muchas gracias, dulce Lunita, por tus hermosas palabras.
Te abrazo.

ALEXSSANDRA:
No hay una sensación más plena, estoy segura. Muchas gracias, linda.
Pasa un fin de semana estupendo.
Y gracias por pasar siempre por aquí.
Muchos besos!!

gloria dijo...

ANABEL:
El abrazo de un atardecer del suroeste, no tenemos mar, pero tenemos un cielo único.
Muchas gracias, Anabel, puede que lo intente!
Un besazo.

MARCELO:
Es de esos que se quedan en las retinas... (muchas gracias, Marcelo, me alegra saberlo).

LAURA:
Y es que hay instantes que son infinitos por la inmensidad que retienen, Laura.
Muchas gracias, mi niña, ese vuelo... esa belleza... precioso.
Un abrazo.

TORO SALVAJE dijo...

El tiempo enloquece ante dos almas que se contemplan con amor.

Besos.

María dijo...

No hace viento, y sin viento se me ha erizado la piel. Tus palabras lo han conseguido.
Un abrazo.

Bel dijo...

Leo "horas como segundos" e inmeditamente aparece ese "Adiós" como una continuación y no sé qué decirle a Gloria de sus hermosas palabras ¿qué se le dice a alguien que dice adiós? Tal vez, como Banana Yoshimoto:

"Yo ya no podré estar aquí. Voy hacia delante a cada instante. No hay más remedio, es el flujo del tiempo que no puede detenerse. Seguiré.
Termina una caravana y empieza otra. Habrá personas a quienes encontraré de nuevo. También habrá otras a quienes no veré jamás. Las que se van sin que yo lo sepa, las que simplemente se cruzan conmigo. Siento que soy cada vez más pura, intercambiando saludos con los demás. Debo vivir mirando cómo fluye el río.
Ruego con todo mi corazón que sólo la imagen de una Satsuki joven permanezca siempre a tu lado.
Gracias por decirme adiós con la mano. Gracias por decirme adiós con la mano, muchas, muchas veces."

Un beso, querida Gloria.

gloria dijo...

Por favor, no penséis que me voy.
No lo hago, no me despido del blog.
Sólo me despido de alguien que ... bueno, sé que lo entenderéis,
Mil gracias

(Bel eres maravillosa)

Bel dijo...

Lo había entendido, preciosa Gloria. Tuve que hacerlo varias veces el año pasado.
Un abrazo enorme.
(No, no lo soy, pero gracias)

Fero dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
SOL dijo...

Que ganas de asustarme tienes... ehhh !!!
Espero que esa despedida sea lo menos dura para ti...
Amiga!!!
Que pases un fin de semana tranquilo, esperando TU PRIMAVERA... renacer de muchas cosas!!!
Besotes llenos de luz!!!

Emiliakus dijo...

Precioso el texto demostrando que el tiempo es una mentira que puede ser larga o corta, según nos interese.

Ánimo Gloria.

Adolfo Payés dijo...

Hermoso tus versos, un placer leerte y encontrarte por este espacio.

te he intentado dejar el comentario en tu poema de hoy pero no meda entrada así es que te l o dejo en este post que esta como todo maravilloso..

saludos fraternos

un abrazo inmenso

Malvada Bruja del Norte dijo...

Cierto...el recuerdo pase lo que pase siempre prevalece, y es lo único que nos llevamos de esta vida: las experiencias vividas.

Malvada Bruja del Norte dijo...

No me deja comentar el último poema, tal vez porque tú no lo permites...
Sólo una palabra: Conmovedor.

Isabel Estercita Lew dijo...

Gloria, te quería dejar un comentario en "Adiós" pero no te permite entrar...

Me gustó muchísimo, tiene aroma y sabor.

Um beso

Verbo... dijo...

Nena

¿Qué está pasando con la entrada anterior que no deja comentar?

Hoy 21 de marzo se celebra el dia internacional de la poesia, y vengo a felicitarte.

Besos.

Roberto dijo...

un atardecer testigo de tantas cosas...

como me gusta coger a alguien de la mano. Es maravilloso

te beso y mucho

Capitana dijo...

Un atardecer puede ser la señal de una nueva vida, miras a lo lejos y ves que puedes llegar a alcanzar un lugar en el que nunca habías estado.

Guarda en tu mente los susurros de la gente que te importa, pues serán ellos los que te alegren en los días tristes, cuando nada más lo haga y las lágrimas derramadas serán en parte de felicidad por lo vivido.

Perdona mi ausencia estos días, he estado de viaje viendo a la familia.

No dejas comentar tu última entrada, así que no lo haré, sólo te diré lo mucho que me ha gustado.

elshowdefusa dijo...

El adiós acechante tras nosotros. Me gusta, me gusta mucho. Pienso en voz alta, per por dentro, en voz baja-alta, en el diálogo sobre el rojo y el negro, y me imagino a toda prisa, por si nos coge el adiós a media conversación. Me gusta del texto que está aceptado desde un principio que todo acabará. Y que, aún así, disfrutan. Porque el recuerdo nadie se lo llevará, claro que no.

Un beso, preciosa.

(He leído el comentario que has escrito en la entrada Adiós y me he emocionado. Gracias a ti por tu mundo y por expresarlo así de bien, aquí.)