domingo, 8 de febrero de 2009

Perro viejo


Viejo perro
De la calle

Calle vieja

Perro viejo

En la última hora
Del viejo perro

Con su amo viejo

En su vieja calle


Ojos de perro viejo

Con muerte en la mirada

Y el viejo amo que llora

En la acera vieja de la calle


Pasa el marqués y observa

La muerte del viejo perro

El llanto del amo viejo

Y el viejo marqués no entiende

El dolor del que, viejo,

También muere


Todos viejos a la muerte

Todos en la misma calle vieja

Todos mueren

Viejo perro y amo viejo

Y el marqués, solo, que no entiende.

22 comentarios:

Capitana dijo...

Los que no han sufrido dolor tardan en comprenderlo, les cuesta, y es más que probable que hasta que no les llegue el momento no vayan a poder cambiar eso.

Me ha hecho pensar... parece mentira que acabemos viendo a las mascotas (como al perro viejo viejo) como a una parte esencial de nuestra vida, como a una persona de nuestra familia y que duela tanto cuando se vaya.

Perdona mi ausencia, ahora paso a ver la entrada anterior, terminé el jueves los examenes (todo aprobado) y me fui a ver a mi familia, ni había podido ver tu respuesta al anterior comentario, ¿te he dicho lo mucho que me gusta que me llames "mi reina"? siempre me saca una sonrisa.

K* dijo...

Pobre marqués que, además de ser marqués, no entiende el sufrimiento. Ese tipo de sentir se percibe en la mirada, las facciones transmiten el dolor.
Puedes palpar el sufrimiento.

No sólo los humanos somos capaces de morir de pena, los animales lo hacen con mucha frecuencia. Lástima que todavía no hayamos aprendido nada de ellos.
Nos queda tanto camino...


¡Un besazo linda Gloria!

Marcelo dijo...

El marqués de tu bellísima poesía me hizo acordar a otro, muy especial, de un tango que me gusta muchísimo:

EL ÚLTIMO ORGANITO
Acho Manzi - Homero Manzi

Escuchar mientras leo
Las ruedas embarradas del último organito
vendrán desde la tarde buscando el arrabal,
con un caballo flaco y un rengo y un monito
y un coro de muchachas vestidas de percal.

Con pasos apagados elegirá la esquina
donde se mezclan luces de luna y almacén
para que bailen valses detrás de la hornacina
la pálida marquesa y el pálido marqués.

El último organito irá de puerta en puerta
hasta encontrar la casa de la vecina muerta,
de la vecina aquella que se cansó de amar;
y allí molerá tangos para que llore el ciego,
el ciego inconsolable del verso de Carriego,
que fuma, fuma y fuma sentado en el umbral.

Tendrá una caja blanca el último organito
y el asma del otoño sacudirá su son,
y adornarán sus tablas cabezas de angelitos
y el eco de su piano será como un adiós.

Saludarán su ausencia las novias encerradas
abriendo las persianas detrás de su canción,
y el último organito se perderá en la nada
y el alma del suburbio se quedará sin voz.

alfaro dijo...

...los perros abandonados..., en mi ciudad a penas hay, ¿no es un misterio que no se vea ninguno?
ya sé que no es esto de lo que trata tu poema, pero me he quedado pensando...
besos

Elisa dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Elisa dijo...

Preciosa foto, glo. Que emotiva...
Soy excesivamente sensible para los animales, me despiertan una ternura única y más los perros...ese olor que desprende sus patitas, como se relamen antes de comer, el sonido de un ladrido. Se nota que echo de menos a mi perro, por suerte él todavía es jovencito. Perro viejo, ese listo y callejero, perro viejo...que está de vuelta! que lo han zurrado...te respeto perro viejo!

Un besiño fueeeerte!

ZenyZero dijo...

Todos somos, de alguna manera, perros viejos viviendo en un marquesado viejo con marqueses que no conocen su edad.

Un abrazo.
Chuff!!!

alittlepainagain dijo...

Sólo se me ocurre decir, que todo el mundo muere.El ciclo de la vida que no para de repetirse, un enlace, un cable por donde siempre pasa la corriente, que en un momento nace y en otro muere, y así siempre. Besos.

SOL dijo...

Nos enseñan tanto cada dia... aprendemos tanto de ellos...!!!
Creo que cualquier ser.. viejo o no viejo... merece la atención del otro, el cuidado, el cariño, la comprensión !!!
Cuando esto pase.. todo será mejor!!!
cUANDO DEJEMOS EL EGOISMO DE LADO y pensemos que siempre hay alguien que nos necesita!!!
Besos llenos de luz cielin!!!

(* dijo...

Sin palabras, linda Gloria. Si supiera ladrar, ladraría. A lo mejor así el marqués entendía lo que sus ojos no eran capaces de asimilar.

Un dulce beso. Un viejo "guau!".

Fero dijo...

BRAVO!
Tus versos parecen una montaña rusa, que tratan de decir algo (en la cússpide), pero luego les enmudece la caida.

me han encantado estos versos!

Fusa dijo...

El otro día leí un poema de... creo que Rilke, no lo sé, pero acababa todos sus versos con una palabra, que tampoco recuerdo cuál era. La cuestión es que cuando he leído esta mañana tu poema, me he acordado de ese juego. Y me encanta. Eres una poetisa, aunque no te lo creas.

Un beso, preciosa.

cristal00k dijo...

Cuanta ternura inspiran esos homeless con sus mascotas. Son su familia, sus amigos, sus compañeros, su apoyo... y no piden nada a cambio, sólo cariño.
Precioso texto lleno de sensibilidad Gloria.
Un besote

Roberto dijo...

gloria!! Me ha conmovido el poema y también la foto...

que perra es la muerte con su séquito de insjuticias

te sigo leyendo

un besoooooooooo

gloria dijo...

CAPITANA:
Hola mi reina (ahora es cuando sonríes), no debes preocuparte por venir antes o después porque yo te siento cerca igual. Me alegra que los exámenes te hayan ido bien, y me alegra aún más que sonrías, que me digas que sonríes, gracias por eso. Y gracias por tu sensibilidad y comprenderme siempre.
Un abrazo.

K*:
El problema es que normalmente los humanos no queremos aprender, nos resistimos a observar lo que el mundo tiene que enseñarnos.
Me alegra que te gustase.
Un besazo!

MARCELO:
Gracias por "El último organito", Marcelo, también es un tango especial para mí, y sin saberlo, me lo has regalado. No podrán quedarse sin voz las historias importantes mientras estés tú para contarlas.
Gracias de nuevo.
Besos.

ALFARO:
El que no se vea ninguno sólo puede significar dos cosas, Alfaro, y me encantaría pensar que la correcta es la más... "amable".
Un beso, y gracias.

gloria dijo...

ELISA:
Cómo me ha enternecido leerte hablar así de las patitas de tu perro, de ese cariño y esa fuerza que le pones a todo, querida Elisa. Gracias por tu fuerza.
Un beso enoooooooorme!!

ZENYZERO:
Puede ser Zen... no lo había pensado así, y ahora no puedo pensarlo de otra forma. Sólo epero tener quien me llore...

Chuff!!

ALITTLEPAINAGAIN:
Es cierto, todos lo hacemos, pero ninguno morimos igual, ni dejamos la misma huella...
Un abrazo.

SOL:
Gracias querida Sol, tienes un don especial para leer lo que escribo, y me halaga. Aunque te parezca increíble estoy aprendiendo mucho de ti y de tu visión de mundo.
Muchos besos, preciosa Sol!!

gloria dijo...

LUNA:
Qué dulce ladrido Luna... gracias. Me alegra que te gustase, mucho.
Muac.

FERO:
No quiero bajar, seguir en esta montaña, arriba y abajo, una y otra vez...

Gracias!! Un abrazo.

FUSA:
Tienes razón F., no lo creo, no lo terminaré de creer nunca, pero sé que tú entiendes que no lo haga.
Y ya que lo mencionas (ojalá yo me acercase mínimamente a sus versos) un regalo para ti, mi queridísima F.:

Por ti, para que tú un día llegaras,
¿no respiraba yo a media noche
el flujo que ascendía de las noches?
Porque esperaba, con magnificencias
casi inagotables, saciar tu rostro
cuando reposó una vez contra el mío
en infinita suposición.
Silencioso se hizo espacio en mis rasgos;
para responder a tu gran mirada
se espejaba, se ahondaba mi sangre.
¡Qué expresión fue sembrada en mi interior
para que, cuando crece tu sonrisa,
proyecte sobre ti espacio cósmico!
Pero tú no vienes, o vienes demasiado tarde.
Precipitaros, ángeles, sobre este
linar azul. ¡Segad, segad, oh ángeles!

CRISTAL:
Gracias Cristal, supongo que justo lo que cuentas es lo quería decir.
Un beso encanto.

ROBERTO:
Gracias, Roberto!

(la foto la encontré de casualidad, aunque parece tomada para este poema, ¿verdad?

Te sigo de cerca poeta...

Un abrazo.

Emiliakus dijo...

Hay temas de los que nunca se ocurre hablar y casualmente están en tu mente.

Gracias Gloria.

dudo dijo...

de pequeña quería un compañero peludo. como no me lo compraron "adopté" a uno de la calle, y lo llamé Amigo, hasta que desapareció. jamás lo subí a mi casa. pero le bajaba huesos y cada vez que me veía meneaba el rabo.
creo que le quería, sí...

gloria dijo...

EMILIAKUS:
No hay nada que agradecer, Emi, al contrario, gracias a ti.
Un beso.

DUDO:
Claro que querías a Amigo, has conseguido que le quiera hasta yo, que no le conocí de nada... Eres estupenda, Dudo, de verdad.
Un abrazo gigantesco.

Malvada Bruja del Norte dijo...

El Marqués no entiende, porque tal vez no haya sufrido en su vida el dolor...Y porque le cuesta ponerse en el lugar del otro...Desgraciadamente hay mucha gente así.

una vida lo que un sol dijo...

qué bonito!

me ha encantado

un beso.